En español como en alemán hay dos tipos de pasivo. Uno describe una acción y el otro un estado. Compare estas dos frases.

El presidente fue elegido.
El presidente está elegido.

La primera frase se refiere a un proceso y la segunda describe el resultado de este proceso. A lo mejor no está muy clara la diferencia. Pero seguramente usted ve inmediatamente de que de la primera frase puedo obtener cantidad de informaciones extras y de la segunda no.

El presidente fue elegido en 1995.
El presidente fue elegido por el pueblo.
El presidente fue elegido en circunstancias dudosas.

Todas estas informaciones extras son típicas para un proceso y subrayan el hecho de que este tipo de frase describe un proceso y no un estado. Es muy difícil añadir informaciones adicionales al pasivo que se forma con estar.

Otros ejemplos

La fiesta es organizada por los alumnos del colegio. La fiesta está organizada ya.

La carta fue escrita por Cantinflas. La carta estuvo escrita cuando él llegó.